Tras una dura negociación se llegó a un acuerdo en la paritaria estatal

Tras una extensa audiencia, que demandó cerca de tres horas con dos cuartos intermedios, el gobierno y los gremios estatales arribaron a un acuerdo salarial. Si bien se mantuvo el aumento del 11% en tres tramos, los sindicatos lograron llevar el mínimo garantizado a 17 mil pesos. Un monto similar se consiguió para los contratados de obra, informaron a NUEVO TRIBUNO los dirigentes de ATE y UPCN.
Los gremios mantuvieron dura su posición sobre los mínimos garantizados y la situación de los contratados de obra. “Durante los cuartos intermedios hubo avances y modificaciones a la propuesta, que en definitiva permitió avanzar”, contó el secretario general de ATE, Oscar Muntes.
De este modo se fijó un aumento del 41% para los mínimos garantizados para todos los trabajadores de la Administración Pública, que a partir de diciembre van a empezar a percibir 17 mil pesos.
También se garantizó que “todos los contratos de obra a partir de enero tienen 17 mil pesos, a su vez mil para enero y mil para febrero. Además un elemento que para nosotros es clave y vital y es que los plazos de renovación se acorten por medio de un decreto”, agregó el dirigente.
Para este sector también se logró que “en marzo, con fecha establecida, se conforme la comisión para regularizar a los compañeros trabajares de obra a servicios”.
En cuanto al pago del aumento del 11% retroactivo a octubre, explicó que se abonará por complementaria después del aguinaldo.
“Nosotros decimos que el 11% en la propuesta integral sigue siendo insuficiente, no es el salario que los trabajadores necesitamos para vivir, pero hemos avanzado en la propuesta original, fue muy difícil, pero en definitiva el trabajo que hicimos con el cuerpo de delegados, movilizaciones y el trabajo constante nos llevó a construir una paritaria totalmente diferente”, reflexionó.
Con este aumento, los trabajadores estatales habrán alcanzado un aumento anual salarial del 33% y el 41% para los mínimos.