LO ÚLTIMO

Cristina afirmó que quieren 'voltear' al Gobierno

Denunció un plan contra su gobierno, en el que incluyó a productores, exportadores y al sector financiero. En tanto, habló del fallo del juez Giresa y aseguró que no hay problemas en la economía. Urribarri salió en sintonía con CFK.
La presidente Cristina Kirchner afirmó este martes que "no hay problemas en la economía" y denunció un plan para "voltear" a su gobierno, en el que incluyó a productores agropecuarios, exportadores y a parte del sector financiero. 

La Presidente insistió en que "es un problema esencialmente político de proyecto de país" y, en referencia al sector financiero, puso el acento en las operaciones de "contado con liquidación" que realizaron "los bancos Mariva, Macro y Patagonia", que, según dijo, "explican el 66% de las operaciones de contado con liquidación". 

Asimismo ordenó que el Ministerio de Economía investigue a los bancos "Patagonia, Supervielle, Mariva, Macro e Itaú, sobre los que sospechó que contaban con información privilegiada antes de que se ordene la reducción de 30 a 20 por ciento la tenencia de moneda extranjera. 

La mandataria instruyó además al Ministerio de Economía para que realice una investigación sobre supuestas maniobras realizadas por esos cinco bancos mencionados que vendieron dólares antes de la decisión gubernamental de reducir la posición de moneda extranjera. 

La mandataria denunció además "una maniobra de pinzas" a cargo de productores agropecuarios, sectores exportadores y el sector financiero para forzar una devaluación del peso. 

"Cuando te sentás arriba de la cosecha o escondés los autos, lo que quieren es forzar una devaluación para licuar los convenios colectivos de trabajo con aumentos del 30 por ciento", afirmó. La jefa de Estado afirmó que "han perdido dinero a lo pavote" y "quieren tapar sus errores", aludiendo a la decisión de productores y exportadores de cereales de "estar sentados sobre 27 millones de toneladas de granos". 

La Presidente habló en un acto que se realizó en la Casa de Gobierno, en el que afirmó que "no hay problemas en la economía" y explicó que "puede haber problemas por sequía, cuando no podés vender autos porque no hay salarios, pero aquí el problema no es de la economía ni de la sociedad, sino que el problema está ubicado en sectores concentrados de la economía que quieren voltear al Gobierno y quieren hacerlo con ayuda extranjera". 

"No tengo ninguna duda de que esto es así –continuó y por una razón muy sencilla: porque soy una barrera infranqueable para que vuelvan a endeudar al país". 
"Hay maniobras para generar un clima desestabilizador" 
Tras el discurso de la presidenta, el gobernador de Entre Ríos, Sergio Urribarri, rechazó el fallo del juez Thomas Griesa, y aseguró que "tenemos una Nación que ejerce su soberanía y está de pie, por eso quieren tirar abajo la reestructuración", aseguró este martes luego de firmar el Programa Federal de Desendeudamiento en la Casa Rosada. 

Desde Balcarce 50, el mandatario señaló que "tenemos un gobierno y un pueblo que comparten los mismos objetivos, hay que tener confianza. El mundo está complicado, hay turbulencias pero tenemos un futuro enorme, y vale la pena seguir luchando". 

"El desacato fue primero y seguramente el juez Griesa tenga programadas sanciones económicas. Mientras tanto, la Argentina deposita el primer pago en Buenos Aires para los bonistas que adhirieron a los canjes de 2005 y 2010. Son 170 millones de dólares de un vencimiento de los Bonos Par. Pero claro, hay maniobras financieras para generar un clima desestabilizador. Es triste que argentinos se presten a estas maniobras y algunos dirigentes opositores sean parte del juego; empresarios y opositores deben entender que el bienestar logrado para la mayoría de los argentinos está por sobre sus intereses, y que no se negocia", dijo Urribarri.